Baños de microcemento, el estilo que llega a casa

Las nuevas tendencias en la decoración y renovación de interiores se alejan de los materiales rústicos y se dirigen hacia las líneas rectas, que brindan un estilo moderno a las paredes y suelos. Y puestos a darle un nuevo estilo a la casa, ¿por qué no empezar por revestir el baño de microcemento?

Al fin y al cabo es una de las partes del hogar que más se usa y que sufre mayor desgaste con el paso del tiempo. Hay baños que con un pequeño retoque pueden transformarse por completo y adquirir personalidad. El microcemento aparece como el material más idóneo para liderar esta transformación, ya que ofrece muchas posibilidades decorativas que permiten renovar una estancia con un impacto mínimo.

Piensa en el baño que deseabas, en un baño donde relajarte mientras te arreglas antes de salir o donde te das una ducha caliente para dejar atrás un día estresante. Llega el momento de imaginar cómo queremos el baño...y lo primero es pensar en eliminar todo lo que no sea necesario. Esta idea nos lleva a un espacio minimalista fácil de recoger y limpiar.

Microcemento en el baño para olvidar los escombros

Apostar por un estilo de espacios abiertos y continuos nos lleva a pensar directamente en los baños de microcemento, un material que permite renovar este espacio íntimo sin las molestias habituales que causa el desescombrado. La aplicación del microcemento se hace sin generar incómodas nubes de polvo y sin necesidad de emprender proyectos de reforma que se alargan en el tiempo.

Microcemento en el baño en medio de una decoración con tonos oscuros en las paredes

Microcemento en el baño en medio de una decoración con tonos oscuros en las paredes

Los escombros son historia con este revestimiento, que se aplica en capas finas sin tener que picar ni quitar la superficie existente. No es necesario recortar las puertas, ni modificar el nivel del suelo. El revestimiento de microcemento es perfecto para lograr modernidad y sofisticación.

Los baños de microcemento es una oportunidad para conseguir un espacio agradable con un diseño minimalista. Lo superfluo queda atrás para encontrar el equilibrio mediante la sencillez de los elementos.

La exquisitez y funcionalidad que ofrece este revestimiento se combina con las líneas rectas y los espacios diáfanos.

Baños de microcemento con suelos antideslizantes

Además de evitar los escombros y conseguir un soporte de calidad, hay un motivo por encima de todos que convierte al microcemento en el material perfecto para revestir un baño. Estamos ante un revestimiento con el que se puede lograr un acabado antideslizante.

Al tratarse de un espacio interior se puede conseguir esta propiedad antideslizante sin necesidad de una textura rugosa. Basta con un acabado de grano medio y la aplicación de un barniz antideslizante para tener un suelo seguro que prevenga los resbalones.

Baños de microcemento con acabados inspiradores

Tanto si se reviste la pared como el suelo, el microcemento aplicado en baños crea la sensación de un lienzo en blanco para diseñar espacios minimalistas y personalizados.

Baño de microcemento con tonos claros en un ambiente limpio y natural

Baño de microcemento con tonos claros en un ambiente limpio y natural

Es un material en auge que cobra especial importancia en esta parte de la casa, que habitualmente tiene un espacio más reducido. Sin embargo con el revestimiento de microcemento cobrará otra dimensión y tendrá un acabado más seductor.

Apuesta por la luminosidad con los baños de microcemento

Los acabados representan todo un reto para el aplicador, ya que en función del efecto que se quiera dar al baño de microcemento se puede elegir entre la luminosidad de los acabados brillantes o la naturalidad de los tonos mate. También se puede optar por el diseño equilibrado que proporciona el acabado satinado.

Baño de microcemento con paredes revestidas en tonos grises para potenciar la decoración nórdica de la estancia.

Baño de microcemento con paredes revestidas en tonos grises para potenciar la decoración nórdica de la estancia.

En esta imagen el microcemento en el baño potencia el estilo contemporáneo creando un revestimiento en la pared que se integra a la perfección con el resto de elemento de la estancia. Los tonos neutros de la pared se complementan con los azulejos del suelo para conquistar la luz.

Baños de microcemento con una estética única

El microcemento en las paredes da una nueva vida a un cuarto de baño moderno y acogedor. El acabado uniforme genera una estética inigualable y única.

Microcemento en el baño con una pieza de madera en la pared

Microcemento en el baño con una pieza de madera en la pared

Una variedad de acabados que va estrechamente relacionada con la firma del aplicador, que puede optar por una terminación lisa o decantarse por las texturas marcadas. En este cuarto de baño las texturas ganan protagonismo en medio de una decoración de espacios abiertos.

El microcemento en las paredes da una nueva vida a un cuarto de baño moderno y acogedor. El acabado uniforme genera una estética inigualable y única.

El tándem que forma la madera y el microcemento en el baño multiplica el valor decorativo y crea un espacio sencillo y muy limpio. La combinación de ambos materiales por separado multiplica la sensación de amplitud y genera una atmósfera de sofisticación y modernidad.

Baño de microcemento con un estilo industrial que potencia el revestimiento decorativo del suelo

Baño de microcemento con un estilo industrial que potencia el revestimiento decorativo del suelo

Baños de microcemento para todos los estilos

Y de las paredes al suelo, donde la aplicación del microcemento permite tener una superficie que estéticamente parecerá mucho más grande. Además como revestimiento decorativo es compatible con cualquier estilo decorativo.

El microcemento en el baño es garantía de higiene debido a la ausencia de juntas, lo que facilita la limpieza al máximo. Basta con un paño húmedo y jabón PH neutro, aunque de vez en cuando le vendrá bien la cera de mantenimiento para conservar el brillo de la superficie.

Si el producto se ha aplicado de forma profesional, no dará ningún trabajo extra mantenerlo para que el revestimiento decorativo esté como nuevo.

Colores para los baños de microcemento

Las altas prestaciones de los baños de microcemento se ven potenciadas por la variedad de colores que admite este revestimiento decorativo. La gama cromática que ofrece el microcemento abarca tonos y colores para todos los gustos.

Baños de microcemento en blanco

El color blanco en los baños de microcemento es una excelente opción para potenciar la luminosidad de la estancia. Pigmentar el revestimiento decorativo con este tono es un acierto para lograr un baño limpio y moderno.

Baños de microcemento en negro

El negro es el color por excelencia de la elegancia. Aporta robustez al baño de microcemento. Pocos colores son tan distinguidos y ofrecen tanta clase para decorar o revestir. Un buen recurso es combinarlo con el blanco o tonos más brillantes como el oro y la plata.

Color gris para el baño de microcemento

El gris es el color por naturaleza del microcemento. Es uno de los tonos más demandados, ya que es ideal para conseguir en el baño desde un estilo minimalista hasta un toque más vintage. El baño de microcemento se vuelve más refinado y elegante.

Baños de microcemento: el camino que une estética y funcionalidad

Las posibilidades estéticas y funcionales que ofrece el microcemento en los baños son un buen motivo para plantearse revestir esta parte de la casa. Su perfecta combinación con otros materiales y estilo decorativos lo convierten en el revestimiento decorativo idóneo para lograr espacios sofisticados.

Es un material con el que se puede dar un lavado de cara a cualquier baño, ya que sirve tanto para reformas parciales de baños antiguos como para proyectos nuevos.

No dejes pasar la oportunidad de convertir el baño en algo más que una zona donde asearse.